Quantcast
El tiempo en: Conil
Jueves 20/01/2022  

Andalucía

Barrientos minimiza el ?caso Astapa? y dice que su sucesor no es un angelito

?En Estepona no hay yates, fincas ni obras de arte. Hay colonia Loewe y desayunos en hoteles?

Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad Ai
  • El ex alcalde socialista de Estepona Antonio Barrientos, durante una entrevista concedida a Efe.
El ex alcalde socialista de Estepona (Málaga) Antonio Barrientos, en libertad bajo fianza por el caso Astapa, minimiza la supuesta corrupción en este Ayuntamiento comparada con el caso Malaya y afirma que su sucesor en la Alcaldía, David Valadez (PSOE), “no es un angelito”.

En una entrevista con Efe, recuerda que en el caso Malaya, que investiga la corrupción municipal e inmobiliaria en Marbella, “inmediatamente salieron fincas, patrimonio, cuentas en el extranjero, yates, mansiones, helicópteros y obras de arte” y que en el caso Gürtel, con menos tiempo de investigación, “ha salido de todo”.

“En Estepona, ¿dónde están los yates, fincas, obras de arte? En Estepona está la colonia Loewe o tomar café en un hotel de tres estrellas por la mañana de vez en cuando”, dice Barrientos.

El ex alcalde, que se ve hoy “mejor persona” que al entrar en la cárcel, defiende que actuó siempre dentro de la legalidad e indica que habrá cometido errores y pudo “meter la pata, pero nunca la mano” y que quizás haya “irregularidades administrativas”, aunque añade: “Que levante la mano la institución que no las tenga”.

Según Barrientos, a veces se debe dar una respuesta rápida y no puede esperarse a la tramitación, por lo que se puede “bordear la legalidad para que se hagan los expedientes”, por lo que “puede que haya habido alguna irregularidad en contrataciones”.

Sin embargo, cree que hablar de trama “es una falacia”. “Ha podido haber francotiradores, pero una trama es absurdo”, señala.

Respecto a las contrataciones, manifiesta que “si se mira a Acosol, parece una agencia de colocación de empleo”, en alusión a la empresa de aguas de la Mancomunidad de municipios de la Costa del Sol Occidental, organismo que gobiernan IU y el PSOE.

Barrientos cree que el PSOE se portó de forma “lamentable” con él y que para la dirección provincial socialista hubo “imputados de primera y de segunda”, ya que con el ex edil Rafael Duarte “tuvieron una consideración que no han tenido con otros dirigentes”. “A los demás nos han tratado como apestados, utilizados como un kleenex”, se queja.

TE RECOMENDAMOS